(+34) 952 122 565 |
Facebook | URE Centro Gutenberg Twitter | URE Centro Gutenberg Youtube | URE Centro Gutenberg

¿Qué es la Fecundación in Vitro?

La Fecundación in Vitro (FIV) consiste en la extracción de ovocitos de los ovarios de la mujer para ponerlos en contacto con los espermatozoides en el laboratorio. Una vez fecundados los ovocitos, un número limitado de los embriones conseguidos será transferido al útero de la mujer para que allí continúen su desarrollo de forma natural. En algunos casos, la Fecundación in Vitro puede requerir la utilización de semen de donante.

¿Cuándo está indicada la Fecundación in Vitro?

  • Fracasos previos en técnicas de inseminación artificial.
  • Causa desconocida de infertilidad o esterilidad.
  • Ausencia o lesión en las trompas.
  • Disminución del número, movilidad y anomalías de espermatozoides.
  • Endometriosis.
  • Trastornos ovulatorios y/o inmunológicos.

¿Cuándo está indicada la Fecundación in Vitro con semen de donante?

  • Factor masculino muy severo.
  • Fallos previos de fecundación con semen de la pareja o cónyuge.
  • Mujeres solas.
  • Parejas homosexuales femeninas.

Procedimiento de la Fecundación in Vitro

PRIMERA FASE: ESTIMULACIÓN

La FIV comienza, generalmente, con un tratamiento hormonal para asegurar el desarrollo folicular múltiple mediante la administración de ciertos medicamentos. Es decir, necesitamos obtener más de un ovocito, que es lo que sucede de forma natural en el ciclo de una mujer, para poder trabajar en el laboratorio y obtener un número aceptable de embriones. Esta fase suele durar entre diez y doce días, dependiendo del protocolo y de la respuesta de la mujer, y su seguimiento se realiza mediante ecografías y determinaciones hormonales.

SEGUNDA FASE: PUNCIÓN OVÁRICA Y CULTIVO EMBRIONARIO

MicroinyecciónUna vez que el médico comprueba la respuesta a la medicación y que los folículos han alcanzado el tamaño y número adecuado, se programa la punción folicular para extraer los ovocitos de los ovarios de la mujer. Esta intervención se realiza en quirófano, bajo sedación para evitar cualquier molestia, y está controlada mediante ecografía guiada. Su duración aproximada es de quince minutos. La paciente puede volver a casa unas tres horas después de la intervención.
El semen (ya sea de la pareja o de donante) se prepara también en el laboratorio, con el fin de seleccionar los espermatozoides más adecuados para fecundar. Los ovocitos se pueden inseminar con los espermatozoides mediante Fecundación in Vitro convencional o por microinyección espermática (ICSI), que consiste en la introducción de un espermatozoide seleccionado en el citoplasma del ovocito maduro.

Al día siguiente de la punción podemos determinar el número de óvulos fecundados o preembriones. Los embriones se mantendrán de tres a cinco días en incubadores convencionales con temperatura y nivel de CO2 controlado, o incubadores Time-Lapse EmbryoscopeTM. En todo momento la paciente estará en contacto directo con el personal de laboratorio que lleve su caso, informándole de la evolución del proceso.

TERCERA FASE: TRANSFERENCIA EMBRIONARIA Y TEST DE EMBARAZO

Embriones La transferencia embrionaria consiste en el depósito de los mejores embriones en la cavidad uterina. Es un proceso ambulatorio e indoloro que no precisa sedación ni ingreso. Se realiza en quirófano y dura unos diez minutos. Posteriormente, la mujer seguirá un tratamiento hormonal para favorecer la viabilidad del posible embarazo. En caso de disponer de más embriones de buena calidad, serán criopreservados mediante vitrificación (congelación rápida). Esta técnica nos permitirá transferir los embriones sobrantes en un ciclo posterior, sin necesidad de pasar de nuevo por la fase de estimulación ovárica y punción folicular. Dieciséis días después de la punción folicular se realizará un test de embarazo.